AMP.- Etiopía/Egipto.- La Liga Árabe pide al Consejo de Seguridad de la ONU que medie sobre la presa del Nilo Azul

Avatar

Autor: admin publiko 16 junio, 2021


MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

Los ministros de Exteriores de los miembros de la Liga Árabe han anunciado este martes que presionarán para que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas medie sobre los planes de Etiopía de avanzar unilateralmente con el segundo llenado de la Gran Presa del Renacimiento a pesar de la falta de un acuerdo legalmente vinculante con Egipto y Sudán, dos países del Nilo Azul que temen un severo golpe a su economía una vez completado el proyecto.

El secretario general de la Liga Árabe, Ahmed Abul Gheit, ha anunciado que los países miembro presionarán para que se lleve a cabo una reunión en urgencia en el organismo internacional después de las solicitudes emitidas este mes tanto por Egipto como por Sudán.

En unas declaraciones concedidas tras la cumbre en Qatar, Abul Gheit ha destacado que los países árabes han pedido al Consejo de Seguridad de la ONU que tome medidas para impulsar las negociaciones trilaterales, según ha informado la agencia estatal qatarí de noticias, QNA.

Asimismo, el ministro de Exteriores qatarí, Mohamed bin Abdulrahman al Zani, ha hecho hincapié en que existe un consenso entre los países árabes sobre este asunto y ha apuntado a la importancia de la seguridad hídrica para la supervivencia y estabilidad en Egipto y Sudán.

En respuesta, el Ministerio de Exteriores de Etiopía ha cargado contra la resolución y ha dicho que la rechaza “en su totalidad”, antes de cargar contra “el apoyo indignante a las demandas infundadas de Egipto y Sudán” sobre la presa.

Así, ha manifestado en un comunicado que el organismo “Ha desperdiciado su oportunidad de jugar un papel constructivo” y ha dicho que “debe quedar muy claro que intentos fútiles como este para internacionalizar y politizar la presa no llevarán a una cooperación regional sostenible en la utilización y gestión del Nilo”.

“La Liga Árabe debe saber que el uso de las aguas del Nilo es también un asunto existencial para Etiopía. Se trata de sacar a millones de personas de la pobreza abyecta y satisfacer sus necesidades de energía, agua y alimentos”, ha sostenido.

En este sentido, ha incidido en que “Etiopía ejerce su derecho legítimo a usar sus recursos hídricos, respetando totalmente las leyes internacionales y el principio de no causar un daño significativo”, antes de apostar por un “diálogo” y una “cooperación” para lograr la seguridad hídrica de todos los países de la cuenca del Nilo.

“Desde el inicio, Etiopía ha hecho todo lo posible para dar respuesta a las preocupaciones de los dos estados río a bajo, de buena fe y con la esperanza de lograr una nueva era de cooperación”, ha dicho, antes de criticar nuevamente la “intransigencia” de Egipto y Sudán.

De esta forma, ha criticado los “esfuerzos” de El Cairo y Jartum para “politizar de forma innecesaria” las negociaciones e “intentar convertirlas en un problema árabe”. “Esto muestra claramente su falta de fidelidad al proceso tripartito liderado por la Unión Africana (UA)”.

“La Gran Presa del Renacimiento es un asunto africano que necesita una solución africana. Los desacuerdos entre Etiopía, Egipto y Sudán sólo pueden resolverse a través de una negociación de buena fe y compromisos en el espíritu de encontrar soluciones africanas a problemas africanos”, ha argüido.

Por último, ha reclamado a la Liga Árabe “que desista de emitir comunicados de poca ayuda que sólo sirven para enfrentar las relaciones entre los tres países y socavar la negociación tripartita”, al tiempo qu eha pedido al organismo que “anime a Egipto y Sudán a participar de buena fe en las negociaciones”.

Los gobiernos de Egipto, Etiopía y Sudán alcanzaron en enero de 2020 un principio de acuerdo sobre los principales puntos de disputa en torno a la construcción de la presa y se comprometieron a firmar el documento final a finales de febrero, si bien Adís Abeba abandonó las conversaciones antes de firmar el acuerdo, algo que sólo hizo El Cairo.

Etiopía, que está financiando en solitario el proyecto y espera convertirse en el mayor generador y exportador de electricidad del continente, rechaza estas acusaciones. Las obras están siendo llevadas a cabo en la región de Benishangul-Gumaz y, una vez finalizadas, la presa será la más grande del continente.

Comentarios

comentarios